Admiro la despreocupación aparente de mas de uno que me rodea o puedo visionar en alguna ocasión por la calle o en el propio trabajo(ahora que tengo de nuevo). La falta de información que muchos tienen, por poco interés quizás, falta de medios o vaguería absoluta y permanente, que al contrario del caso de una aseguradora, ningún accidente en la mayoría de los casos ha de ocurrir, para que este ejemplo sea valido.

La admiración hacia ídolos, es una cosa, que desde hace unos pocos meses, me saca, cuanto menos, de quicio. La gente se vuelve loca por el Fútbol, baloncesto, Lady Perra, la Iglesia y miles de ejemplos mas, extrapolable a cualquier ejemplo. Pienso que realmente nos han querido dominar de alguna manera, con todos estos ejemplos detallados. Nadie se conoce realmente, o si, que diréis que me meto donde no me llaman,  pero realmente habría que preocuparse de estar en sincronía realmente con uno mismo, para poder desde dentro hacia fuera cambiar tu mismo y las cosas. No nos escuchamos y ni mucho menos entendemos, el ejemplo mas claro, es cuando alguien que conoces hace algo y tu te enfadas, cuando tres meses antes has hecho lo mismo, por ejemplo. No meditamos con nosotros mismos para conocernos mejor, pero la mayoría presume de conocerse muy bien, cuando lo siento mucho, no es así.

Las cosas tienen que cambiar, por el bien de todos, por que, por todas esas cosas la sociedad va como va.

Tenemos que admitir que nosotros mismos, cada uno de nosotros aun que en su medida cada uno hemos contribuido a que las cosas, hoy por hoy, estén como están. Hemos consentido y muchos han entrado en su mismo juego, por el afán de tener mas, mas grande y mejor, pero no nos hemos dado cuenta que lo mejor, mas grande y maravilloso en quizás una sonrisa de un niño, el abrazo de una abuela, un viaje barato con los amigos de escapada o un beso fugaz en una esquina para despedirte. Nosotros queremos el ultimo móvil, o el mejor coche, la casa que valga mas, y después lo vendemos por el doble que nos costo para amasar mas dinero. Aquí esta el ejemplo que os quería trasmitir, ¿para que?, ¿no veis que es su mismo juego?, el problema, es que nosotros somos los que en su juego perdemos siempre y simplemente es por que les dejamos, ya que si tan solo el 50% de la población de España se echara a la calle a decir, hasta aquí hemos llegado, os pensáis que podrían hacer algo?, se les cae todo el equipo, y o se meten a invadirnos o seria un buen ejemplo mundial y por lo tanto la posibilidad real de cambiar las cosas de una puñetera vez.

Nos cuesta ser libres, pero por que en realidad, ninguno somos libres ni de nosotros mismos y eso hay que superarlo, no es rápido, no es fácil, pero hay que hacerlo. Realmente en todos los aspectos, por que las cosas cada vez están peor para la gran mayoría de la gente, al que no le han quitado la paga extra, le han echado, o retirado el paro, o subido el IVA (de nuevo y si no recordar la campaña anti-IVA de Esperanza Aguirre coreando, no mas IVA!), o quitado la casa que te pertenecía y que por vivir “por encima de tus posibilidades”, el banquero ahora tiene mas terreno cubierto en su finquita de hambre y corrupción. Que pena que tengamos tanto miedo, ¿Qué tenemos que perder?, nada!, solo ganar, no será un campo de rosas pero vuelvo a repetir que nuestro “poder” es mas fuerte que el suyo y entre todos podemos.

Aquí lo dejo, una reflexión mas, de un día a día agotadamente asqueroso y es que los mercados, señores, me tocan los … Hasta Otra!

Anuncios